En respuesta a Bolsonaro, Molina dice que contrato de gas al Brasil golpea a Bolivia, genera daño de $us 70 millones a YPFB

-La Renta Petrolera de esta gestión bordeará los $us 4.000 millones. El precio del millar de BTU se vende a 6 y 7 dólares cuando pudo haber estado entre 15 a 18. Franklin Molina observó la Adenda VIII.

Revelaron que el contrato de venta de gas al Brasil es desventajoso para Bolivia/ Fotos: tomas de Internet arch digital

La Paz, Innovapress, 25 may 2022.- El ministro de Hidrocarburos, Franklin Molina, en respuesta al presidente del Brasil, Jair Bolsonaro, en sentido de que la variación del suministro de gas, fue una medida unilateral del lado boliviano, afirmó este miércoles que el contrato con el vecino país genera un daño por unos $us 70 millones que los asume Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

“El precio que fue negociado con el Brasil es un precio que ha golpeado al país que además genera, porque no se reconoce el transporte, 70 millones de dólares de daño económico a YPFB porque es ahora la empresa que tiene que correr con ese costo”, aseveró.

Además, que la Adenda VIII que se firmó con el Brasil la concretó un “gobierno de facto”. “Aquí hay observaciones porque hay un efecto no solo jurídico, sino económico de gran envergadura”.

“En definitiva, nuestro país no está en condiciones de enviar gas a un precio tan bajo como el que está pagando en una negociación tan dañina a la economía del país y del pueblo boliviano”, reiteró.

Molina recordó que actualmente el precio del millar de BTU (Unidad Térmica Británica) se encuentra entre 6 y 7 dólares y Bolivia pudo negociar un precio de venta con Argentina mucho mayor cuando el país pudo estar vendiendo arriba de los 15 a 18 dólares el millar de BTU por la actual coyuntura.

Explicó que YPFB buscó de manera escrita y de manera formal negociar este aspecto, inclusive el presidente de YPFB, Armin Dorgathen, estuvo en Brasil buscando que existan mejores condiciones en cuanto a precio y otros parámetros.

“Y lógicamente la respuesta no ha sido la que se esperaba y ante esta inacción que está previsto en el contrato que prevé dentro de una de sus cláusulas que, si una de las partes está disconforme con el precio, lógicamente este se puede renegociar”, expresó.

A ello, se añade, según Molina, el contexto internacional y el efecto post Covid-19 que tiene que ver con la reacción de las economías ante la pandemia y el otro efecto es el que se observa en esta gestión por el conflicto bélico signado en Europa que tuvo su impacto.

Al ser consultado sobre el mensaje que Bolivia da al contexto internacional, Molina indicó: “Bolivia tiene que buscar el mejor precio para su gas, mejores condiciones y un mejor mercado y el Brasil es un buen mercado por eso es que hay interés de empresas brasileñas de adquirir gas boliviano a un mejor precio y si hay esa posibilidad lo vamos a hacer”.

Adelantó que este año el país recibirá aproximadamente 4.000 millones de dólares por concepto de Renta Petrolera a los precios actuales frente a los 2.000 millones de dólares que se importan por concepto de combustibles líquidos lo que implica que existe un superávit importante mucho más que en 2020 y 2021.

Respecto a nuevos campos, indicó que durante la gestión del presidente Arce se descubrió el campo Boicobo, se incrementó la producción y las reservas con el pozo Margarita – 10 que son un aporte porque el próximo mes ingresarán alrededor de 3 millones de metros cúbicos de producción lo que estabilizará la caída pronunciada que se viene suscitando hace siete años en el país al margen del plan exploratorio bastante fuerte a cargo de YPFB.

En declaraciones a Unitel manifestó que se está proponiendo un proyecto de ley que faculte a YPFB a encarar asociaciones con empresas privadas buscando mejorar los mecanismos de incentivos y las condiciones de inversión.

IP/MP

Comparte el artículo en: