Una ciudadana boliviana en Malasia podría ser sentenciada a la pena de muerte víctima de trata

– Fue captada por redes sociales y ahora está siendo procesada por tráfico de sustancias controladas, delito que tiene la pena mayor en el país asiático.

La conferencia de prensa conjunta del Ministerio de Justicia y la Fiscalía/ Foto: Captura

La Paz, Innovapress, 2 ago 2022.- Una ciudadana boliviana detenida preventivamente en Malasia podría ser condenada a la pena de muerte. Llegó a ese país víctima de una red de trata y tráfico que la llevó hasta esa nación y ahora es acusada por tráfico de sustancias controladas.

La mujer fue captada por las redes sociales para trabajar en el país asiático. Sin embargo, la obligaron a traficar droga hacia Malasia, país en el que las sanciones penales por este delito son drásticas, pena de muerte.

El viceministro de Justicia y Derechos Fundamentales, César Siles Bazán, en conferencia de prensa informó que el Gobierno busca evitar que sea condenada a muerte y reducir su sentencia penal.

Por ello, indicó, se tramita su repatriación hasta territorio nacional en una acción conjunta con la Defensoría del Pueblo y la Fiscalía que están coadyuvando con las investigaciones del caso desde Bolivia para intermediar con la Cancillería de Malasia y hacer conocer el trasfondo del hecho y los antecedentes del caso.

Señaló que la Policía está tras los pasos de los otros integrantes de la red de tráfico de personas que contactó a la boliviana.

“Primero estamos con la acusación de este caso (en Bolivia) para poder obtener mayores elementos de esta red de trata y tráfico y presentarlo en el proceso que se sigue a la mujer (en Malasia) para que la pena que reciba sea menor o sea repatriada”, añadió.

Por su parte, el fiscal departamental de La Paz, William Alave, indicó que la connacional se abstuvo a declarar en el país asiático y que existen indicios en su contra por lo que será imputada.

“Esta imputación nos va servir a futuro para que nuestra conciudadana no sea condenada a una pena de muerte en Malasia. Este es un proceso que obedece a la política de Estado de resguardar a un connacional para impedir que sea condenado a pena de muerte”, manifestó.

Para ello, según Alave, el Estado boliviano contrató a un abogado en el país asiático para defenderla en este proceso que se sigue desde el 2019 y este 20 de agosto se llevará a cabo una nueva audiencia, en la cual se presentará la imputación contra la acusada de trata y tráfico en nuestro país como prueba a favor de la detenida en Malasia, pues se busca hacer conocer que fue contactada con engaños y usada para traficar droga.

La fiscal que sigue el caso, Sarina Guardia, precisó que la ciudadana está detenida desde el año 2019 en Malasia, cuando fue aprehendida con droga.

Agregó que la madre de la mujer fue quien denunció el caso y alertó de la red de trata que engañó a su hija.

Guardia dijo que se investigó este caso y se realizó un seguimiento hasta lograr capturar a la persona que contrató a la connacional detenida en el país asiático. Se trata de una mujer que fue aprehendida el lunes en Llallagua, Potosí.

IP/MP

Comparte el artículo en: